Odio dignissimos blanditiis qui deleni atque corrupti.

d

The Point Newsletter

Sed ut perspiciatis unde omnis iste natus error.

Follow Point

Begin typing your search above and press return to search. Press Esc to cancel.

Misticismo e inspiración oaxaqueña

A través del arte del taller oaxaqueño Jacobo y María Ángeles, Mercedes Benz interviene su Clase G creando una obra de arte sobre cuatro ruedas.

Durante seis meses, las manos de Jacobo Ángeles y María Mendoza, creadores de infinidad de alebrijes, criaturas míticas representadas en diversos tamaños y colores, salidos de su imaginación, se dieron a la tarea de personalizar la camioneta y el resultado fue una obra de arte sobre cuatro ruedas.

Reconocidos a nivel mundial por sus creaciones talladas en madera de copal —llamados tonas y nahuales—, Jacobo y María Ángeles plasmaron sobre el Clase G toda su creatividad, con un diseño prehispánico, en un estallido de tonalidades. Al final, el Geländewagen —Clase G— y sus rasgos emblemáticos que han prevalecido por más de 40 años, se transformó en un todoterreno de estilo mexicano.

Fotos: Cortesía

174 días
duró la intervención en la Mercedes Benz Clase G.

8 artesanos
del taller Jacobo y María Ángeles participaron.

En el taller de Jacobo y María Ángeles, ubicado en el pueblo de San Martín Tilcajete, en los valles centrales de Oaxaca, se dio lugar el proceso artístico.

La base fue la estrella de tres puntos que representa la motorización de Mercedes-Benz —configurada para movilizarse a través del aire, mar y tierra—.

A partir de ahí, el emblema de Mercedes-Benz fue relacionado con los tres poderes zapotecas: el águila —viento—;la serpiente —inframundo— y el jaguar —tierra—, animales míticos y protectores, que comparten el destino de una persona y que se convierten en nahuales al fusionarse con el espíritu del ser humano. Estos tres seres son visibles en el cofre y los faros.

La obra combina la tradición y el talento en la fabricación tanto de automóviles como de artesanías, con gráficos precolombinos, con los alegres tonos oaxaqueños y una bandera de los pueblos indígenas americanos, con detalles de un banderín de carreras.

A lo largo de un año, el Clase G intervenido será exhibido en todas las concesionarias de la marca en México, y al finalizar su recorrido, pasará a formar parte de la colección de Mercedes-Benz.

+info: www.jacoboymariaangeles.com

Leave a comment

Add your comment here